miércoles, 5 de diciembre de 2007

Creer Para Crear





La vida es como la ves.




La vida es como la formas.




La vida es como la sientes.





Si alguna parte de tu vida esta sumergida en un nebuloso juego inconciente, quiere decir que estas un paso más cerca de la muerte. Nuestro camino a la salvación se recorre liberando el alma, que encierra y abre todo.



La confianza y la fe son dones que no se adquieren mediante el engaño, sino que manan directamente de un espíritu honesto, conectado con las divinidades terrenales. El primer paso es el más dificil. Todo empieza sanando el corazón, luego viene el estómago y la garganta. Pero cuidado, que no se busca insensibilizar ninguno de estos órganos, sino todo lo contrario. La idea es que respondan a la voluntad del alma, permitiendo que el estimulo sea natural, infinito... eterno.



Tratemos de no caer en la recurrente trampa de la lógica. El alma posee más definiciones de lo que podrian soportar cuatro escuetas letras en un pedazo de papel. Escencialmente somos inocentes, creemos saber cosas por medio del aprendizaje cuando lo único que efectivamente logramos es conocer. Yo creo poseer sólo parte de la verdad, pero aún así creo saber hacia dónde se dirige mi espíritu, y me preparo siendo conciente del gran desafio que significa vivir. DEBO ESTAR DESPIERTO.
















^o^

No hay comentarios: